top of page
  • Mónica

A CUIDARNOS LA PIEL


Bronceado
Protector solar

Empecemos por conceptos básicos:

"La radiación solar es el conjunto de radiaciones electromagnéticas emitidas por el Sol. La energía liberada por el gran astro se transmite al exterior mediante la radiación solar. Según la longitud de la onda se emite una energía: UVA, UVB y UVC, ésta última no llega a la tierra porque es absorbida por la capa de ozono."


¿Cuáles de éstas ondas deben preocuparnos y cómo cuidarnos de ellas?

Aproximadamente un 5% corresponde a los rayos UVA, estas se caracterizan por su gran capacidad para penetrar en el interior de las capas de la piel, se estima que un el 39% de la radiación UVA alcanza la dermis.


A corto plazo el efecto de esta radiación es lo que conocemos como “bronceado”. Por su parte la radiación UVB tiene mucho menor capacidad que la anterior para penetrar en la piel y constituye un 0,1% del total de radiaciones que nos llegan del sol. PERO, estas ondas son las responsables de las quemaduras y producen la llamada pigmentación indirecta de la piel gracias a la melanina que se forma, lo cual por un proceso de oxidación originará el oscurecimiento de la piel, ¿esto qué quiere decir? es un bronceado más tardío que en el caso anterior, pero más duradero.


Se preguntarán ¿qué tiene de malo estar bronceado? El sol es de esos gustos que debemos consumir con moderación, y el protector solar es algo en lo que no debemos escatimar. Muchos de esos bronceados de los que presumimos son realmente muerte celular.

Te habrás dado cuenta que en los últimos días empiezas a ver protectores solares por doquier, con color y sin color, con vitaminas, para pieles maduras y para niños, en aceite o en gel. Pero ¿Qué demos tener en cuenta a la hora de elegir nuestro protector solar?

No todos los protectores solares se crean igual, ni todos tienen los mismos controles de calidad y a esto debemos poner mucho cuidado porque en la mayoría de los casos estos productos pueden ser muy dañinos.


A tener muy en cuenta:

1. El protector solar del cuerpo, no es el mismo que el del rostro. La piel en ambas zonas no es igual y, por lo tanto, no tienen las mismas características ni necesidades. La piel de la cara es mucho más sensible que la del resto del cuerpo y, además, se encuentra expuesta de forma constante al sol. La piel de nuestro cuerpo, es un poco más resistente y suele estar protegida por la ropa que usamos (excepto los días en bañador).


2. Los ingredientes más seguros en tu protector solar: óxido de zinc y dióxido de titanio. A diferencia de los protectores químicos que absorben la luz ultravioleta, estos ingredientes permanecen sobre tu piel para reflejar y dispersar los rayos UVA, UVB de tu cuerpo. Además de recomendarte utilizar un protector más seguro para tu salud, mantente en la sombra en horas pico, utiliza ropa con SPF, utiliza gorras o sombreros y sobre todo sentido común, un buen bronceado no puede poner tu salud en riesgo. Los protectores minerales llevan ingredientes que crean una barrera física que protege la piel del sol. Como todo lo que no es natural, estos químicos son preocupantes, ya que son capaces de cruzar la barrera de la piel y otros tejidos sin filtrar. Se estima que estamos expuestos a más de 700.000 químicos tóxicos al día, razón por la cual siempre apuesto por soluciones naturales, como mis amados aceites esenciales que les ayudarán a reducir la carga tóxica a la que nos exponemos día tras día.


Según el Global Healing Center, no es raro llegar a 2.1 millones de toxinas al día, la mayoría de ellas se encuentran en nuestros productos de aseo y cuidados personales, entre ellos por supuesto el protector solar.


Los protectores químicos, utilizan dentro de sus ingredientes: la oxibenzona avobenzona, octisalato, octocrileno, homosalato, octinoxato, ácido paraaminobenzoico (PABA), dioxibenzona y parabenos, entre otros, estos compuestos causan una reacción química que ayuda a prevenir los daños causados por los rayos UVA y UVB del sol, pero que debemos evitar por nuestra salud a largo plazo.


Este estudio encontró además que en latitudes mayores de 40 grados (de Madrid hacia el norte), el uso del protector solar de hecho podría contribuir al riesgo de melanoma (el melanoma maligno es el cáncer de piel más mortal), lo que representa aproximadamente el 4% de los cánceres de piel pero el 75% de las muertes relacionadas con este cáncer.


Pese a que los protectores solares son efectivos para bloquear los rayos UVB, no lo son tanto para los UVA. Y aunque la piel no se “quema” porque esos rayos se bloquean, si ejerce un daño sobre la misma, por lo que utilizar ropa SPF en los días de larga exposición y buscar refugiarnos en sombra en horas pico, también será de mucha ayuda para nuestra salud.


Las personas con piel sensible y tendencia alérgica, deben tener cuidado especial en la elección de su protector solar, pues muchos contienen conservantes, fragancias y otros químicos que pueden resultar irritantes. Metilisotiazolinona, otro compuesto bautizado por la sociedad Europea de Dermatitis de Contacto como el “alérgeno del año”, es también un ingrediente en muchos de estos productos.


Las peores marcas según la guía EWG (culpables de toxicidad y publicidad falsa): Vichy, Neutrogena, Hawaiian tropic y L´Oreal.


Llegados a este punto ¿Qué hacemos?

Lo más importante es entender que a largo plazo la exposición solar irresponsable puede tener terrible consecuencias. Y para ayudarles en la dura tarea de elegir el mejor protector solar les dejo mis favoritos:

De uso tópico

1. Esthederm

2. Heliocare

3. Caudalie

4. Bioderma


Complemento tomado

1. Luxmetique H2SOL

2. Heliocare cápsulas


Si tienes más dudas, escríbenos y te ayudamos!

3 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page